Guacamole

En nuestro afán por ir ofreciéndoos recetas donde el aceite de oliva virgen juega un papel fundamental hemos pensado en una donde el aceite de oliva no parece esencial pero, sin embargo, tiene un papel fundamental en el sabor final: el guacamole.

El guacamole, o guacamol como se conoce en Centroamérica o en Cuba, es una comida de origen mesoamericano cuya base es el aguacate. De hecho, guacamole proviene de las palabras “Ahuacatl”, que designa al agucate, y “molli”, que hace referencia al mole o salsa.

Los ingredientes necesarios para preparar guacamole son:

1 aguacate grande

Media cebolla mediana y tierna

Medio tomate mediano

Aceite de oliva virgen extra

Limón

Sal

Cilantro

PREPARACIÓN

La preparación del guacamole es muy sencilla. Se pela y deshuesa el aguacate y se parte en trozos pequeños. Es importante que el aguacate esté maduro.

Por otra parte se pica la cebolla muy muy fina y el tomate se trocea en cuadraditos pequeños. En México es común cocer los tomates y ponerlos en una plancha caliente, hasta que su piel se empieza a quemar, antes de trocearlos.

Se junta todo en un recipiente y se bate o se machaca con un tenedor o similar. Se añade un buen chorro de aceite de oliva virgen extra, un chorro de limón, la sal al gusto y un poco de cilantro troceado fino.

Si se desea dar un toque picante al guacamole se pueden añadir unas gotas de tabasco.

Lo dejamos enfriar antes de servir y listo para comer. Bien preparado el guacamole es un plato delicioso. Se puede jugar con las distintas variedades de aceite de oliva virgen extra para conseguir diferentes matices en los sabores y aromas del guacamole.

Otros Artículos Relacionados

Leave a Comment